Подписаться на RSS
Palacio de Altamira — Дворец Альтамира Июн 02

El alcázar de la Señoría, también conocido como palacio de Altamira, es de origen árabe, del siglo XI, y se encuentra dentro de un recinto amurallado que ocupaba unas 6 hectáreas y del que se conservan escasos restos de sus muros, torreones, foso y restos de la barbacana.El tratado de Almizra, en 1244, repartió los territorios a reconquistar del reino de Murcia entre castellanos y aragoneses. La Ils árabe quedó dentro de la zona castellana, y fue en torno a 1250 cuando el aún infante, posteriormente conocido como Alfonso X el Sabio, rindió pacíficamente la ciudad que pasó a manos cristianas. Se encomendó entonces el señorío a su hermano, el infante Juan Manuel, que ha pasado a la historia como un gran literato en lengua castellana.

Una sublevación de los musulmanes, con el apoyo del rey moro de Granada, hizo que el rey castellano pidiera ayuda al aragonés Jaime I, que en 1265, gracias a su talante negociador, logró un convenio con los sublevados y tomó sin batallar la ciudad de Elche, siendo a partir de ese momento repoblada por navarros y aragoneses. El alcázar fue entonces ocupado por los cristianos, ya que en las capitulaciones de la rendición los musulmanes tuvieron que ceder la zona fortificada a éstos y trasladar la morería a un arrabal del sur.

El castillo recibió como huéspedes a Jaime II, Pedro IV, Alfonso III o a los Reyes Católicos, celebrándose en su sala principal Concejos Generales. Los muros fueron fortalecidos y se levantaron nuevas estructuras defensivas. Tras la donación de la ciudad por parte de Isabel La Católica al influyente Gutierre de Cárdenas, se convirtió en residencia de los señores de Elche. Reconquistado el último bastión musulmán de Granada, los peligros casi desaparecen, por lo que el castillo pierde su carácter defensivo y se transforma en una residencia palaciega.

La acequia mayor que cruza el palacio y se adentra en el actual parque municipal, tiene una gran importancia, ya que la historia de Elche está muy vinculada al ingenio de sus habitantes para abastecerse de agua de calidad.

El edificio es de planta cuadrangular; sus muros son gruesos según las crónicas de 14 palmos, es decir, casi tres metros, y su altura de unos 16 metros, y destaca de entre sus torres la principal, que fue arrendada al ayuntamiento y así usada como cárcel de partido. En 1901 se amplió el alquiler a todo el castillo para alojar además a empleados, el juzgado de instrucción, el archivo y otras dependencias municipales.

En 1913 pasó a manos privadas, instalándose en 1915 una fábrica de tejidos que funcionó hasta mediados de los 70, tiempo en el que pasó a ser un bien público y fue restaurada.

El palacio es actualmente la sede del MAHE (Museo Arqueológico y de Historia de Elche), mostrando de un modo atractivo y ameno el pasado del territorio ilicitano y de los pobladores que aquí han habitado. Su inauguración se produjo en el año 2006 coincidiendo con la segunda visita de la Dama de Elche a la ciudad; la anterior fue en 1965.



Комментировать